Nuevo Año: nuevos retos y oportunidades para padres.

nuevo año

Un nuevo año trae consigo energías renovadas, nuevas oportunidades y un montón de buenos y variados propósitos. Se trata de que estas nuevas oportunidades se den en todas las áreas de nuestra vida, no todo se va a reducir a bajar de peso o a aprender inglés.

Así pues, cada año nos llenamos de buenas intenciones para hacer cambios significativos en nuestras vidas personales y familiares. Por todo esto, quiero aprovechar este tiempo de buenos propósitos, para sugeriros algunos retos para realizar con vuestros hijos en este nuevo año 2016.

  • Escuchar. Si aprendes a escuchar lo que tus hijos dicen, aprenderás mucho sobre sus gustos, sus miedos y sus aspiraciones. Es una forma de conocerlos mejor y confiarán más en ti y te contarán cosas importantes de su vida. Desde ahora puedes ir poniendo los cimientos para una relación sana y abierta, presidida por una comunicación efectiva. Si  dedicas tiempo (de calidad) y eres receptivo, puedes ayudar a tus hijos a expresar sus pensamientos y sentimientos más profundos y a conocerse más a sí mismos.
  • Leer. Una de las ventajas más grandes que les puedes brindar a tus hijos para su futura vida escolar y profesional es el hábito de la lectura. Este año nuevo es un excelente momento para empezar a leer con tus hijos todos los días. Puedes ir a la biblioteca con ellos o compartir tus propias experiencias con tus libros favoritos. Esta es una magnífica forma de unir las generaciones y transmitir algo tuyo a tus hijos.

  • Ahorrar. El año nuevo es el momento perfecto para empezar a guardar algo de hoy para mañana, ya sea dinero, tiempo o diversión. Se trata de un buen momento para que tus hijos empiecen a practicar la virtud de saber esperar y ganar las cosas con su esfuerzo.
  • Más autonomía. Nuestros hijos crecen y cambian, volviéndose capaces de ser cada vez más independientes y responsables de sus propias acciones. Así, de acuerdo a su edad y capacidades, debes irles dando cada vez más oportunidades para tomar sus propias decisiones: qué ropa ponerse, cómo organizarse su tiempo, si jugar dentro o fuera de casa, etc. También será muy importante que les ayudes a tomar más responsabilidad en el cuidado de sus cosas evitando recoger lo que dejan tirado, y asignarles sus tareas dentro de los quehaceres diarios de la casa.

  • Nuevas experiencias. En este año que comienza, comprométete a ayudar a tus hijos a buscar nuevos intereses. Según su edad, motívalos por ejemplo a practicar un nuevo deporte o a visitar un lugar diferente. El año nuevo puede ser una buena oportunidad para que ampliar sus horizontes y permitirles tener experiencias nuevas.
  • Apreciar la singularidad. Cada uno de tus hijos es único e irrepetible. En este año que comienza, empéñate en llegar a conocer a cada uno más profundamente y a demostrarles tu apoyo y respeto por su forma de ser.

  • Disfrutar. Prométete que la convivencia familiar será prioridad en este nuevo año. Tu actitud en este sentido será clave: si eres positivo y optimista, la familia puede gozar de reunirse para comer, celebrar un día festivo o salir de viaje. Sin embargo, si no hay alegría de tu parte, estos momentos se aguantarán sin disfrutarlos. Acuérdate de que tus hijos aprenden de tu ejemplo. Disfruta el tiempo con ellos y enséñales a apreciar la compañía de sus hermanos.

En definitiva, trata de hacer un buen uso de este nuevo año. Tú lo vas a disfrutar y tus hijos lo van a agradecer.

¡Un saludo a todos!

Deja un comentario